Acabamos de llegar de nuestro último viaje de trabajo y tenemos que confesar que hemos vuelto enamorados de LISBOA.

 

 

Es una de esas ciudades, inesperadamente bellas e interesantes que nada más llegar te sorprende. Es como una caja de bombones de la que no sabes nunca con que dulce descubrimiento te vas a encontrar.

Como siempre destinamos un tiempo de nuestro viaje al ocio creativo y estuvimos recorriendo la ciudad en búsqueda de sensaciones capaces de despertar nuestra creatividad. Sinceramente, a cada paso que das, es inevitable no inspirarte con sus calles, sus fachadas, sus colores, su luz, sus  terrazas o su amplia gastronomía.

 


 

 


 

Bella Lisboa con ese colorido que te acaricia suavemente el alma, sus sabores indescriptibles que hacen tocar el cielo si eres aficionado a la buena gastronomía o esa luz que desprende, reflejo del mar que la baña, que nos carga de buena energía y despierta toda nuestra creatividad.

 

 

Además también nos interesó mucho conocer el lado más “alternativo” y no menos interesante de Lisboa , como es el LX Factory, una especie de mercadillo  ubicado en una antigua fábrica  transformada ahora en un espacio de Vanguardia y Diseño, con un aire un poco hípster.

 

 

Un lugar donde una generación de nuevos artistas y diseñadores se dan cita y por eso se ha convertido en todo un referente, un espacio creativo para el arte, el diseño la literatura y la gastronomía, siendo un gran motor cultural para la ciudad y que  ha contribuido a la metamorfosis de estos últimos años de la capital lusa.

 



 

Puedes encontrar un sinfín de tiendas y restaurantes en el LX Factory y merece la pena visitarlas. En las dedicadas a la decoración, se pueden encontrar verdaderas joyas. Nosotros, por deformación profesional, no nos perdimos entrar en el Wish Concept Store, una tienda con aire nórdico llena de caprichos donde querrás comprarlo todo.

 

LX Factory es el espacio donde se dan cita Arte, diseño, literatura

y gastronomía en Lisboa.

 

Si alguna vez visitáis la ciudad, además de visitar sus calles, comer en sus restaurantes y visitar los sitios más emblemáticos de la ciudad, no os podéis perder una visita al LX Factory, ya que allí encontraréis la auténtica esencia de Lisboa, ese espíritu singular y provocativo mezcla de la Decadencia y la Vanguardia.

 

 

Lisboa, volveremos !

© Raimon Parera / Arc Disseny